domingo, 21 de mayo de 2017

CARTA A IGNACIO BERMEJO; POR ENRIQUE MONTIEL

Resultado de imagen de Enrique Montiel

Diario de Cádiz

La alcaldesa debe ser muy convincente, Ignacio, ¿me equivoco? Ella convincente y tú disciplinado. Pero, ¿quién es más convincente y suasoria, la alcaldesa o Patricia? ¿Acaso el concejal es más disciplinado que Ignacio Bermejo?
Nunca he escrito de ti, hoy es la primera vez. En general no me gusta escribir de políticos sino de políticas, es más, hoy he visto un titular en el Diario sobre 'El Plan Romero' y se me ocurrió un Calle Real sobre el concejal nacionalista. Lo he desechado, todo el que va al Centro de Congresos y se sienta en el Auditorio sale convencido de cómo haces las cosas.
Pero bueno, no nos distraigamos, el plan es como una uña, decía mi madre. Nunca he sabido el significado exacto de esta afirmación. O sea, supe que la alcaldesa estaba dispuesta a asumir las competencias que tenía Ana Lorenzo en Asuntos Sociales. Cuando una alcaldesa quiere asumir las competencias que tenía delegadas por una dimisión, como es el caso, eso nos dice claramente que no encuentra a nadie mejor para hacer lo que hacía el dimitido, la dimitida. Así que si te ha dado más carga, Ignacio, no otra cosa quiere significar sino el afecto y la confianza que tiene puesta en ti.
Que se sepa, Conrado, Márquez y tú estáis en la cabeza de la carrera. Bueno, otros también pero a ellos no ha acudido para liberarse del peso de lo que llevaba Ana Lorenzo.
Por cierto, de haberse publicado lo que publicó nuestro Diario antes ¿habría dimitido la concejal pedrista? No sé, no sé… Mucha gente se ha quedado con los pies colgando con el gran reportaje de nuestros compañeros. Y las imágenes que aportaron. Para tirarse de los pelos. La ex delegada de Asuntos Sociales no se cree todavía que haya cometido ese error, sobre todo por la cantidad de gentes de todas partes que la han abrazado (yo también) y le han dicho ánimo, te queremos. Conociendo lo que conoce ya todo el mundo, la redención será menor, estoy seguro.
Pero bueno, quería decir que Ignacio Bermejo va a poner mucha prudencia y escrupulosidad a esa nueva responsabilidad. Es así, una persona discreta, prudente y responsable. Y escrupulosa. No creo que dé consejos a nadie en ningún sentido. Como comprobará que hay muy buenos funcionarios en ese área, pues confiará en ellos y en su trabajo. Que será escrupulosamente legal, sean como sean los problemas que le traigan. La Ley por encima de los sentimientos. Vamos, la venda en los ojos. Y de buena fe todo lo que se necesite. Porque buena fe tiene Ignacio Bermejo, aparte de fe pero ahí no entro por formar parte de su yo más íntimo.
Ni mil palabras más. Desearle mucho éxito hasta que vuelva Ana, si vuelven a ganar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario